Día de la Música 2017: Más de un canto para Violeta

Por Jorge Fernández.

Es maravillosa esa sensación al hablar, indistintamente, del Día de la Música Chilena y del natalicio de Violeta Parra, porque la Violeta es música y porque sus letras han sido la inspiración de muchos artistas que se dieron cita en todo el país para celebrarla. El día miércoles 04 de octubre, la fecha resonó con más fuerza pues nuestra cantautora nacional celebra su centenario y hoy, después de vivir un siglo, la revisitamos en el recuerdo, en los sentimientos y en nuestro corazón.

En nuestra capital el aniversario estuvo fragmentado en diferentes comunas donde hubo espectáculos gratuitos de alta calidad: Chancho en Piedra y Nunca Seremos Dichosos en La Cisterna, Javier Barría y Demian Rodríguez en Recoleta y Consuelo Schuster junto a Gonzalo Yáñez en La Florida son sólo algunos pocos nombres que los fanáticos tuvieron la oportunidad de ver.

En lo personal, me tocó estar en la magnífica presentación de dos músicos de gran categoría en nuestra camada nacional. La locación elegida fue la explanada de Matucana 100, lugar que físicamente se encuentra en la Estación Central pisándole los talones a la Quinta Normal. La lluvia amenazaba con caer en cualquier minuto, sin embargo, no fue excusa para deleitarnos con un par de horas de excelente sonido y talento.

Rulo, teniendo como base sólida su exitoso disco Vendaval, nos mostró lo mejor de su ramillete musical. Con alegría y carisma en todo momento, el bajista de Los Tetas tiene ya un público devoto que corea sus canciones y lo aplaude tras cada interpretación. Conforme pasaban los minutos, desfilaban por nuestros oídos temas como “Aguacero”, “El Río” y “Tu Misterio”, deleite para todos los ahí presentes.

Pascuala Ilabaca, por su parte, ya venía prendada de la esencia de la Violeta. Próxima a estrenar un concierto musical completo de la cantautora, ha estado en permanente contacto con sus canciones, su vida y con toda la historia que conocemos. Por esto mismo es que dentro de su repertorio, a modo de tributo, incluyó las canciones “Pupila de Águila”, “Parabienes al Revés” y “Arriba Quemando el Sol”. Con una soltura y calidad indiscutible sobre el escenario, Pascuala parece tener un ángel incorporado a su figura, el que se manifiesta por medio de movimientos estrafalarios y sensuales que se ajustan de manera perfecta a su ritmo personal.

El canto nacional está de fiesta y la batuta la sigue llevando la principal integrante del clan Parra, esa misma que recorría los campos grabando canciones, que exponía en el Louvre, que maldecía al alto cielo y que le daba gracias a la vida. La Violeta no está ausente. La Violeta está más presente que nunca y si un puñado de artistas quiere reversionarla una y otra vez, que lo siga haciendo, porque las leyendas están basadas en hechos reales, se magnifican en el boca a boca y, aunque la Viola no necesita de pomposidad extra, siempre es bueno escuchar su voz en los confines del universo o en un lejano país que no la supo valorar lo suficiente mientras estuvo viva. Poco a poco las cuentas se van saldando y el corazón afligido de cada quien, comienza a llorar de alegría por el recuerdo, por la nostalgia y por la devoción absoluta.

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE RULO <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE PASCUALA ILABACA <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE RETAGUARDIA JAZZ BAND <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE DEMIAN RODRIGUEZ <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE JAVIER BARRÍA <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE GONZALO YAÑEZ <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE NUNCA SEREMOS DICHOSOS <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE CHANCHO EN PIEDRA <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE CONSUELO SCHUSTER <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE HAUSI KUTA <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE PREHISTÖRICOS <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE ELIZABETH MORRIS <<<

Por Jorge Fernández. Es maravillosa esa sensación al hablar, indistintamente, del Día de la Música Chilena y del natalicio de Violeta Parra, porque la Violeta es música y porque sus letras han sido la inspiración de muchos artistas que se dieron cita en todo el país para celebrarla. El día miércoles 04 de octubre, la fecha resonó con más fuerza pues nuestra cantautora nacional celebra su centenario y hoy, después de vivir un siglo, la revisitamos en el recuerdo, en los sentimientos y en nuestro corazón. En nuestra capital el aniversario estuvo fragmentado en diferentes comunas donde hubo espectáculos gratuitos de alta calidad: Chancho en Piedra y Nunca Seremos Dichosos en La Cisterna, Javier Barría y Demian Rodríguez en Recoleta y Consuelo Schuster junto a Gonzalo Yáñez en La Florida son sólo algunos pocos nombres que los fanáticos tuvieron la oportunidad de ver. En lo personal, me tocó estar en la magnífica presentación de dos músicos de gran categoría en nuestra camada nacional. La locación elegida fue la explanada de Matucana 100, lugar que físicamente se encuentra en la Estación Central pisándole los talones a la Quinta Normal. La lluvia amenazaba con caer en cualquier minuto, sin embargo, no fue excusa para deleitarnos con un par de horas de excelente sonido y talento. Rulo, teniendo como base sólida su exitoso disco Vendaval, nos mostró lo mejor de su ramillete musical. Con alegría y carisma en todo momento, el bajista de Los Tetas tiene ya un público devoto que corea sus canciones y lo aplaude tras cada interpretación. Conforme pasaban los minutos, desfilaban por nuestros oídos temas como “Aguacero”, “El Río” y “Tu Misterio”, deleite para todos los ahí presentes. Pascuala Ilabaca, por su parte, ya venía prendada de la esencia de la Violeta. Próxima a estrenar un concierto musical completo de la cantautora, ha estado en permanente contacto con sus canciones, su vida y con toda la historia que conocemos. Por esto mismo es que dentro de su repertorio, a modo de tributo, incluyó las canciones “Pupila de Águila”, “Parabienes al Revés” y “Arriba Quemando el Sol”. Con una soltura y calidad indiscutible sobre el escenario, Pascuala parece tener un ángel incorporado a su figura, el que se manifiesta por medio de movimientos estrafalarios y sensuales que se ajustan de manera perfecta a su ritmo personal. El canto nacional está de fiesta y la batuta la sigue llevando la principal integrante del clan Parra, esa misma que recorría los campos grabando canciones, que exponía en el Louvre, que maldecía al alto cielo y que le daba gracias a la vida. La Violeta no está ausente. La Violeta está más presente que nunca y si un puñado de artistas quiere reversionarla una y otra vez, que lo siga haciendo, porque las leyendas están basadas en hechos reales, se magnifican en el boca a boca y, aunque la Viola no necesita de pomposidad extra, siempre es bueno escuchar su voz en los confines del universo o en un lejano país que no…

0

Calificación del usuario : Sé el primero
0

Deja un comentario