Gipsy Kings en Teatro Caupolicán: Queda monarquía “para rato”

Gipsy Kings en Teatro Caupolicán: Queda monarquía “para rato”
28 de enero 2018.

Por Francisca Neira.
Fotografías por Gabriel Padilla.

Anoche se llevó a cabo en el Teatro Caupolicán una fecha musical en extremo vibrante con la presentación de André Reyes ft. Gipsy Kings, una de las facciones de la banda original que aún recorre el mundo interpretando las composiciones más famosas de su repertorio y presentado nuevo material, generando una repercusión emotiva en las audiencias que siempre los reciben con los brazos abiertos.

Y cómo no, si el primer disco de los franceses con ascendencia gitano española fue editado hace 36 años atrás, en 1982, es decir, la música de los reyes de reyes como se les nombra popularmente, ha sido parte de la banda sonora de vidas completas y forman parte del cancionero popular mundial gracias a su uso en mega producciones cinematográficas y televisivas.

Lo de anoche en Santiago llegó solo un día después de la exitosa presentación de los músicos en el Festival del Huaso de Olmué que, pese a no estar exenta de polémicas respecto del uso del nombre y marca Gipsy Kings, se desarrolló con completa normalidad y éxito, marcando, incluso, los ratings más altos de la noche.

Respecto a lo del recinto de San Diego, el quinteto de guitarras salió a escena recién pasadas las 20.00 hrs. entre medio de los fuertes aplausos y vítores de un público sumamente diverso en edades y estilos y que no duró mucho tiempo sentado en las sillas dispuestas en toda la cancha del Caupolicán, ya que el flamenco pop de los Reyes entró in crescendo a través de un setlist inteligentemente armado y que, pese a utilizar algunos de los mismos grandes éxitos de la noche anterior, tuvo variaciones que permitieron a los presentes sorprendernos y disfrutar al máximo.

Después de la Intro tocada por los cinco músicos de soporte que acompañan a la banda en todos sus shows, sonó como primer tema “A tu vera”, haciendo referencia a una expresión usada de manera muy popular en España para referirse al estar “a merced” de la otra persona, para continuar con una batería de canciones pertenecientes a su álbum debut, de las que destacaron sobre otras, la romántica y triste “Un amor” y las instrumentales “Allegria” y “Pharaon” que dejaron en evidencia la calidad interpretativa que los músicos que han adquirido, en su mayoría, de manera autodidacta.

Para cuando sonaron los primeros acordes de “Nel blu dipinto di blu”, conocida por todos simplemente como “Volare”, original de Domenico Modugno, todo el público ya se encontraba de pie y con los brazos en alto aplaudiendo cada uno de los compases que sonaban en las guitarras zurdas y diestras de los Reyes y que abrieron el camino a una fiesta en la que se escucharon canciones tan conocidas como “Djobi Djoba”, “Báilame” o “Bamboleo”.

No obstante, hubo dos momentos en los que predominó la nostalgia. “La montaña” es una canción que ha aparecido en varios trabajos de Gipsy Kings y que tiene una fuerte carga emocional, familiar e histórica, en la medida en que la letra habla de retornar al hogar perdido, realidad propia de los gitanos y de la familia que dio origen a la agrupación quienes se vieron en la obligación de abandonar España a causa de la Guerra Civil que se desencadenó en 1936. Por su parte, “A mi manera”, la versión flamenca de “My way”, popularizada a nivel mundial por Paul Anka y Frank Sinatra, suena inevitablemente a declaración de principios y se cala hondo en los huesos tanto de los propios músicos, que la interpretan con un tono y cariño especial, como del público que la corea a viva voz.

La cita concluyó con “Vamos a bailar”, del disco Mosaïque (1989), pero ante la negativa de los presentes a retirarse, el quinteto regresó al escenario para terminar, ahora sí, con un popurrí de sus grandes éxitos que, pese a ya haber sonado durante la noche, pusieron (nuevamente) a todos a bailar.

No hay dudas de que tras más de 35 años de carrera ha habido varios conflictos al interior de la banda, llevándolos, incluso, a una ruptura importante que dio pie a la formación de tres agrupaciones que (de una forma u otra) utilizan el nombre original Gipsy Kings y tocan también las canciones más conocidas. No obstante, la calidad de los guitarristas que componen la formación que vimos anoche y el espíritu flamenco que brota en cada uno de los integrantes, también en los más jóvenes, nos da luces de que esta monarquía está muy lejos de su ocaso.

Setlist:
Intro
A tu vera
Allegria
La Donna
Un amor
Pharaon
La Montaña
Volare
Quiero saber
Djobi djoba
A mi manera
Pena Penita
Báilame
Bem bem María
Bamboleo
Vamos a bailar

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA PINCHANDO EN ESTE TEXTO <<<

Gipsy Kings en Teatro Caupolicán: Queda monarquía “para rato” 28 de enero 2018. Por Francisca Neira. Fotografías por Gabriel Padilla. Anoche se llevó a cabo en el Teatro Caupolicán una fecha musical en extremo vibrante con la presentación de André Reyes ft. Gipsy Kings, una de las facciones de la banda original que aún recorre el mundo interpretando las composiciones más famosas de su repertorio y presentado nuevo material, generando una repercusión emotiva en las audiencias que siempre los reciben con los brazos abiertos. Y cómo no, si el primer disco de los franceses con ascendencia gitano española fue editado hace 36 años atrás, en 1982, es decir, la música de los reyes de reyes como se les nombra popularmente, ha sido parte de la banda sonora de vidas completas y forman parte del cancionero popular mundial gracias a su uso en mega producciones cinematográficas y televisivas. Lo de anoche en Santiago llegó solo un día después de la exitosa presentación de los músicos en el Festival del Huaso de Olmué que, pese a no estar exenta de polémicas respecto del uso del nombre y marca Gipsy Kings, se desarrolló con completa normalidad y éxito, marcando, incluso, los ratings más altos de la noche. Respecto a lo del recinto de San Diego, el quinteto de guitarras salió a escena recién pasadas las 20.00 hrs. entre medio de los fuertes aplausos y vítores de un público sumamente diverso en edades y estilos y que no duró mucho tiempo sentado en las sillas dispuestas en toda la cancha del Caupolicán, ya que el flamenco pop de los Reyes entró in crescendo a través de un setlist inteligentemente armado y que, pese a utilizar algunos de los mismos grandes éxitos de la noche anterior, tuvo variaciones que permitieron a los presentes sorprendernos y disfrutar al máximo. Después de la Intro tocada por los cinco músicos de soporte que acompañan a la banda en todos sus shows, sonó como primer tema “A tu vera”, haciendo referencia a una expresión usada de manera muy popular en España para referirse al estar “a merced” de la otra persona, para continuar con una batería de canciones pertenecientes a su álbum debut, de las que destacaron sobre otras, la romántica y triste “Un amor” y las instrumentales “Allegria” y “Pharaon” que dejaron en evidencia la calidad interpretativa que los músicos que han adquirido, en su mayoría, de manera autodidacta. Para cuando sonaron los primeros acordes de “Nel blu dipinto di blu”, conocida por todos simplemente como “Volare”, original de Domenico Modugno, todo el público ya se encontraba de pie y con los brazos en alto aplaudiendo cada uno de los compases que sonaban en las guitarras zurdas y diestras de los Reyes y que abrieron el camino a una fiesta en la que se escucharon canciones tan conocidas como “Djobi Djoba”, “Báilame” o “Bamboleo”. No obstante, hubo dos momentos en los que predominó la nostalgia. “La montaña” es una canción que ha aparecido en varios trabajos de Gipsy…

0

Calificación del usuario : 1.43 ( 4 Votos)
0

Deja un comentario