Hellbangers Tour 2016: Reviviendo las cenizas del metal latino
Kmasu Premiere, 6 de mayo 2016

Por David Norambuena Z.
Fotografias por Juan Pablo Maralla.

Era una tarde fría y oscura del viernes 6 de Mayo. En el recinto de Blanco Encalada Kmasu Premier se reuniría esta vez a grandes exponentes nacionales del genero Thrash/Metal/Groove, sumándole a esto la banda liderada por Andrés Giménez, A.N.I.M.A.L (Acosados Nuestros Indios Murieron al Luchar) y los nacionales de CRIMINAL como cabeza de cartel. Hellbangers era el evento que haría confluir a todos los exponentes y seguidores de estas bandas cuyo apogeo y potencia marco buena etapa de los noventa y dos mil.

La jornada comenzó puntualmente a las 20:00 Hrs. con los nacionales de LEFUTRAY (sonido rápido en mapudungun), banda que a la fecha ya cuenta con 3 discos. Se subian al escenario con un ímpetu especial y todo el poder de Juan Vejar quien celebraba su cumpleaños en una noche memorable y abriendo la masacre en el lugar. El sonido no fue el mejor, pero se encargaron de amenizar la jornada con temas de su último disco Oath, mientras el público seguía repletando el recinto de calle Blanco Encalada.

Luego fue el turno de SANGRE ABORIGEN. Que con más de 15 años desarrollando un sonido más Nu Metal siguieron incentivando y preparando al público para lo que venía, sin discos a su haber en los últimos años, se pasearon por sus discos “Anti Todo” y “Sangre Aborigen”.

El reloj marcaba las 21:40 y era el turno de los agresivos TOTAL MOSH. Hardcore metal no apto para cardiacos y con un mensaje claro y contundente acerca de la realidad actual, se subieron al escenario con un sonido mejorado y lleno de odio como siempre ha caracterizado a la banda. Sus más de 20 años se notan a la hora de pararse y pasearse por sus clásicos discos como “Violencia Necesaria” (1997) y “Terror Activo” (2003). Los seguidores también se los hacían saber con su apoyo. La Kmasu estaba ardiendo con el público que en promedio de edad superaban los 30 y que no daba tregua y «mosheaban» como cuando tenían 15 años. Sin duda gran acontecimiento ver su presentación en este festival, solo esperar que saquen un nuevo disco, porque hay TOTAL MOSH para rato.

Luego vinieron los Nacionales de SAKEN que siguiendo la programación como reloj suizo tomando el control con su Death-Thrash mas intrincado. También una banda con pergaminos importantes que hizo una revisión de su material de antaño en una presentación sólida y precisa. A estas alturas el local estaba totalmente lleno y con una sola misión mover esos cráneos al ritmo del Metal y tener una descarga importante de música nacional a cargo de exponentes importantes del género.

Llego el turno de los Argentinos de A.N.I.M.A.L. Banda que estuvo fuera de los escenarios por casi 10 años y con tablero vuelto se subió con todo el power a su haber, haciendo gala de su estilo y reviviendo el Hardcore que escuchábamos hace aproximadamente 10 años atrás con su última visita. La banda argentina, liderada y encabezada por Andrés Giménez (De La Tierra) y que completa Cristian Lapolla (bajo) y Marcelo Castro (batería), regresó a los escenarios el pasado 29 de mayo de 2015, bajo el lema “El poder latino está de regreso”. Sonido perfecto y un público extasiado reviviendo sus mejores años. La banda se paseo pos sus clásicos discos “El nuevo camino del hombre” y “Poder Latino”. La agrupación es sin duda la esencia de Giménez, miembro único fundador, con un mensaje vigente y una gran entrega que permanece intacta tal como la que pudimos disfrutar hace años atrás en Festivales como Resistencia Mapuche y tantos otros.

Finalmente el cierre del festival subió la banda legendaria de Thrash Metal chileno-Inglesa cuyo frontman Anton Reisenegger en guitarra y voz se paseó por los clásicos “Dead Soul” (1997) y “Sicario” (2005), además de la presentación de algunos temas de su último disco “Fear Itself” (2016). CRIMINAL es una banda consagrada tanto nacional como internacionalmente. El dominio de los escenarios se nota, con las horas de concierto que todos llevábamos no hubo tregua y el sonido potente de la banda no defraudo. Sin duda una experiencia importante y que cabe destacar que eventos como este logran reunir a bandas antiguas en la escena, las cuales siguen vigentes. Quizás es un incentivo para seguir desarrollando música y pronto nos sorprenderán con nuevos discos. Esperamos nuevas iniciativas que logren juntar a agrupaciones legendarias del destacamento nacional y se les de la tribuna que les corresponde.

Galería fotográfica Lefutray, Sangre Aborigen y Total Mosh:


 

X