La clase magistral de Moderat en Chile
Sala Omnium, 2 de diciembre 2016.

Por Omar Saldias.
Fotografías por Felipe Morales.

Ayer Moderat removió los cimientos del Centro de Eventos Omnium, en uno de los mejores shows en vivo que me ha tocado vivir. El llamado super trío alemán compuesto por Sascha Ring, mejor conocido como Apparat, y los miembros de Modeselektor Gernot Bronsert y Sebastian Szary, nos entregaron una tarjeta de presentación con un diseño que te mantendría viéndolo por horas.

Que hace tan solo unos días la banda entregará una recopilación de temas en vivo nos daba una antesala a lo que sería un show épico. La noche partió con “Ghostmother” de su álbum (III) y con tan solo ese tema pudimos sentir la maestrìa en el manejo de las frecuencias de Moderat. Un solo tema y el público en llamas, todo en el escenario apuntaba a la tridimensionalidad, la petición de la banda de guardar sus celulares y vivir el show o las visuales simplemente descomunales y perfectamente sincronizadas, no solo transmiten un concepto, también una emoción, así como la iluminación, que conformaban una especie de caja negra para la introspección y así vivir más intensamente el show.

Moderat continuó con temas como “Running” donde la calidad vocal nos absorbió entre el trance y la emotiva voz de Sascha. La mezcla que Moderat logra en vivo es admirable, las pistas de voz se entrelazan con pulsos de las más diversas frecuencias con elegancia y actitud.

La noche se fue tornando cada vez más inmersiva, los bajos y las visuales aumentaban. La efervescencia de un público que en éxtasis bailaba versiones extendidas de canciones que por años quisimos escuchar en nuestro país. Los gemidos de las maquinas y las progresivas ráfagas que simplemente explotaban en el aire. La ligereza sensual de las pistas vocales y el zumbido granular, todo se unía a un equilibrio hipnótico, en una entrega de música para los amantes de la electrónica con alma.

El trío planteó un set con una narrativa, un guión y una puesta en escena perfectas, liberando pequeños detalles orgánicos y mini paletas, gotas de agua, notas de piano, acordes a destiempo, le sacaban brillo a una máquina o a una fórmula que explota en vivo. Cuando empezó a sonar “Medication” la banda nos mostró su último Ep y tal vez también una muestra de cómo están construyendo música. Una sutil y elegante ambientación llena de talento.

Luego llegó “Rusty Nails”, una canción que tiene más de 16 años de sonar en nuestros inconscientes electrónicos colectivos, un tema que escuchar en vivo me dejo sin aliento. Y la banda dio una versión para no olvidar. Moderat nos mostró todo su espectro musical, así pasaron temas como «Reminder», “Bad kingdom” o la indeleble “A New Error”.

La agrupación nos deleitó hasta el agotamiento con un absorbente y oscuro espectro de la música electrónica post minimal, con referencias a James Nlake, The XX o incluso Burial, Moderat se ha puesto en la punta de la vanguardia y experimentación, esto lo refleja en una entrega en vivo que tan bien es cálida y humana. Berlín tiene una merecida reputación por producir un techno minimalista y agresivo, pero también tiene un lado más cálido y humano que a menudo no atrae el mismo nivel de atención es en este lado donde Moderat ha triunfado de manera indudable.

Los alemanes son una banda con la que puedes relacionarte, no sólo un golpe de electrónica al que puedes ir y divertirte, Moderat es una expresión musical viva.

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE MATANZA PINCHANDO EN ESTE TEXTO <<<

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA DE MODERAT PINCHANDO EN ESTE TEXTO <<<

X