El Cuarteto de Nos en Teatro Nescafé: Un martes y un miércoles para lanzar “Jueves”
9 de Octubre 2019.

Por Constanza Paredes.
Fotografías por José Cordova.

Con dos conciertos agotados y nueva producción bajo el brazo, llegó El Cuarteto de Nos a mostrarnos Jueves, un disco lleno de novedades que deja vibraciones y sonidos que no es fácil de determinar en una primera escucha, pues indagan en estilos diferentes con un gran manejo de su sonido y de sus letras.

El miércoles 9 de octubre, haciendo su última presentación en la capital, la banda uruguaya dejó un grato recuerdo, con un panorama perfecto para el ombligo de la semana. Casi puntualmente aparecieron en escena, provocando la euforia y exaltación de los asistentes que repletaban el teatro. Bailando con instrumentos en mano se posicionaron en el escenario, con un público que como resorte no soportó quedarse en sus asientos y se puso de pie para no volver a sentarse más, una evidencia de la fidelidad de su fanaticada, donde más de alguno se repitió el plato.

Partiendo con “Punta Cana”, parte de su nuevo disco, para continuar con algunas de sus clásicas como “El hijo de Hernández”, Roberto Musso se dio un respiro después de “Lo malo de ser bueno” para saludar y agradecer al público que copó por segunda noche su presentación, dejando como promesa volver más seguido, pues sabían que era una deuda pendiente con Santiago. Aprovechó de mencionar que la canción primera está nominada a Mejor canción de rock en los Latin Grammys, algo que provocó la ovación general, mostrando que son una banda muy querida y con gran trayectoria que no se quedan solo en sus clásicos, sino que siguen explorando.

null
null

Sus canciones se destacan por sus llamativas formas de rimar, lo que hace fácil para la memoria recordar sus letras y son el complemento perfecto para sus sonidos pegajosos, que mantienen, pese a tener canciones muy distintas entre sí, un toque característico de la banda, que con la voz de Musso le da su sello final. Pero sus canciones no son solo sonidos y ritmos, tienen contenido, críticas, dolores ocultos, algo que comentaron y rieron algunos con “Enamorado tuyo”, comentando que es la única canción de amor que tienen porque son demasiado rudos para más. Inteligencia, eso demuestran con sus éxitos.

Varios coterráneos de la banda se podían apreciar en el público, cantando a todo pulmón y manifestando su acento característico, además de ver varias banderas uruguayas alzadas en medio de las canciones, dándole un toque muy especial a la noche, pues era una banda esperada nuevamente hace mucho tiempo.

null
null

“Mario Neta”, una canción de Jueves que fue en colaboración con Eduardo Cabra (Visitante) hizo bailar a todo mundo, y la verdad es que con sus ritmos de cumbia mezclados con rock no dejaban a nadie mantenerse quieto. “Tiburones en la jungla” llevó a reflexionar y aprovechar su calmado tiempo para descansar de tanto salto y grito, tomando como canto de lucha la frase: “estar alerta y preparados”, sobre todo en cómo están las cosas hoy en día, con un mundo que al parecer se viene abajo y donde solo algunos se están salvando. Saltando de esa invitación a la conciencia, pasamos al lado del narcisismo con “Me amo”, canción divertida y clásica de la banda a estas alturas, que muchos cantaron como declaración. Después de “Pobre papá” la banda desapareció para dejar a Roberto en solitario sobre el escenario cantando “Contrapunto para humano y computadora”, a dueto con la imagen digital del objeto que provocó un diálogo de duelo bastante complejo, lo que todos alentaban y esperaban ansiosos por un ganador, pese a los insultos de la máquina que roba horas preciadas de estos ineptos, como ella misma definió, una canción particular y única, que muestra lo bueno que son en su estilo propio y un fiel reflejo de la perseverancia de la creación.

null

La noche parecía concluir con “Invierno del 92”, mas los asistentes no dejaron de llamarlos insistentemente por más de cinco minutos gastando los últimos cartuchos de su voz. Volvieron, y sin perder tiempo nos regalaron “Llegó papá” para luego terminar definitivamente con una de las más esperadas: “Yendo a la casa de Damián”. Probablemente podrían haber seguido tocando muchas más, convirtiendo el miércoles no solo en un jueves, sino que incluso en un fin de semana completo de fiesta, porque El Cuarteto de Nos tiene para rato, eso se refleja en su nuevo trabajo y en la fidelidad de su fanaticada, algo que no muchos consiguen en las ligas musicales.

Setlist:
Punta Cana
El hijo de Hernández
Ya no sé qué hacer conmigo
Lo malo de ser bueno
Invisible
Enamorado tuyo
Anónimo
Mi lista negra
Mario Neta
Roberto
Tiburones en el bosque
Me amo
Pobre papá
Contrapunto para humano y computadora
Nombres
No llora
Hombre con alas
Apocalipsis zombi
Mírenme
Gaucho Power
Invierno del 92

Encore:
Llegó papá
Yendo a la casa de Damián

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA PINCHANDO EN ESTE TEXTO <<<

Deja un comentario