Nunca Seremos Dichosos y Éntomos en el Teatro Caupolicán: Renaciendo con nueva identidad
15 de Octubre 2021.

Por Paulo Domic.
Fotografías por Francisco Aguilar A.

Un combo de metal e intensidad fue el que entregaron anoche Nunca Seremos Dichosos y Éntomos en el Teatro Caupolicán. Ambas bandas, representantes de una nueva camada de exponentes del metal chileno, desataron toda su energía y encendieron el céntrico escenario capitalino con su pesado arsenal de canciones llenas de guitarras oscuras y voces potentes. Un regreso a la vida luego de tanto tiempo empantanados en el lodo pandémico, del cual emergieron con toda su renovada y reprimida fuerza para entregar a los asistentes una sobrecarga de extremo poder musical.

Nunca Seremos Dichosos llegó a esta cita con el Premio Pulsar a Mejor Artista Metal del 2020 bajo el brazo, sin tener durante el año pasado y este una real posibilidad de revalidar ese título en un escenario grande. Esta fue una excelente oportunidad para compartir con su público el atronador sonido de su propuesta de Metal Raíz, que se identifica estrechamente con la cultura mapuche, tanto en la música como en las letras, que incluyen al mapudungun como lengua. Nunca tuvieron la posibilidad de tocar el disco Kollong en vivo y anoche por fin pudieron saldar esa deuda con sus seguidores y ellos mismos.

Por su parte, Éntomos se presentó a esta poderosa cumbre metalera con su nuevo single lanzado a fines de agosto de este año, titulado “Leviatán”. El cuarteto, que desde su aclamado disco Disidencia de 2017 no lanzaba material nuevo, con este single muestra un paso adelante en lo que a su sonido respecta, mucho más cercano a los estándares que hoy entregan las bandas internacionales de djent y metal progresivo. Y qué mejor ocasión que esta para demostrar en vivo el trabajo y la evolución de su música frente a su público, después de tanto tiempo confinados durante el apagón cultural que impuso la contingencia sanitaria.

Como ya se está haciendo costumbre en los espectáculos musicales en recintos tradicionales para la música chilena, para este concierto era mandatorio contar con pases de movilidad. Afortunadamente, las voces contrarias a este tipo de restricciones de acceso son cada vez menos. Y a la vez, cada vez son más los que también, aunque haya sido a la fuerza, se han motivado a vacunarse para poder acceder a distintas actividades que se abren para quienes hayan completado su esquema de vacunación. Por supuesto que se hace tedioso a veces esperar los estrictos controles y revisiones previas al ingreso. Pero es lo que nos toca ahora y lo que la autoridad también le exige a las productoras de estos eventos para poder llevarlos a cabo. El mundo cambió y en ese giro del destino, la música y la cultura en general ha sufrido muchísimo los embates de esta pandemia. Por ello se hace relevante que podamos seguir cada paso de los protocolos, para que estas puertas que hoy están abiertas, no se vuelvan a cerrar.

A las 19:00 horas partió Éntomos con la primera descarga de metal en la tarde noche santiaguina. Ellos mismos se encargaron de parar a la audiencia luego de la maciza apertura con “Disidente”, que estaba cómodamente sentada en sus asientos. Porque el metal se vive de pie y cabeceando. Personas sentadas al son de su maquinaria demoledora, estaba totalmente fuera de contexto.

null

El guitarrista y cantante Pablo Nadinic, nos contó que era la primera vez sobre un escenario luego de casi dos años. Y eso se notó en el total desborde de riffs y de entrega en el escenario que desplegaron a lo largo de los 60 minutos de su presentación.

null
null

Un momento muy Intenso vivimos cuando anunciaron que el próximo tema, “Quinta Esencia”, sería grabado para un vídeo clip. Canción que debutó en vivo y que será parte del nuevo disco de la banda. “¡Dejen la cagá!”, pidieron. Y así fue. Hasta un mosh se armó en medio del público. ¿Las sillas? Salieron volando. Luego de eso tocaron una canción en homenaje a Violeta Parra, el instrumental “Gavilán”, en que brilló la destreza del guitarrista Danny Barrera.

null
null

Luego llegó el turno de “Leviatán”, que sonó tan brutal como en su versión de estudio recientemente lanzada. Luego de ello, y antes de terminar el show, aprovecharon de cantarle un cumpleaños gutural a Franco Mitchell, baterista de la banda que estaba cumpliendo 32 años. Sopló la vela y le tiraron la torta en la cara, algo que realmente no sabemos si le gustó mucho ya que antes de la última canción de la noche, debió pasar un rato limpiándose. Con “Humanidad” cerraron una presentación muy sólida que fue generosamente aplaudida y vitoreada por sus seguidores.

null

A las 20:10 comenzó el ritual de Nunca Seremos Dichosos. Un potente y enérgico discurso en mapudungún a cargo del guitarrista y cantante Awka dio paso a una apertura infernal con la canción “Kutxäl”. El maquillaje y los movimientos del cuarteto, al son del hipnótico ritmo, realmente nos transportaron a un ambiente ceremonial y místico único. Un trance que nos transportó a las tierras ancestrales del Wallmapu.

Agradeciendo al público, se mostraron muy felices de por fin poder lanzar su galardonado disco, luego de dos intentos fallidos producto de la pandemia y otras situaciones que los llevaron a cancelarlos. Pero el momento llegó y realmente se notó que lo disfrutaron ya que fueron un vendaval sobre las tablas del Caupolicán.

null

Los apoyos en coros del bajista Zigurat y el guitarrista Karü, le daban una especial potencia a la banda, que junto al ritmo desenfrenado del baterista Txalkan, generan un impresionante muro de metal ancestral. Una propuesta musical que mezcla letras en español y en la lengua mapuche, con ritmos de la música de ese pueblo originario, dando vida a un estilo muy único y original.

null
null

Antes de la canción “!Nunca!” se subieron al escenario dos jóvenes mujeres mapuches. Yanka Millanao y Ana María Marileo. Con nerviosismo y mucha valentía, dedicaron fuertes y claras palabras a la muerte de Denisse Cortés, a la militarización de la Araucanía y en contra de la figura del Presidente Piñera y las forestales. Alrededor de 5 minutos estuvieron ambas en el escenario, visibilizando los argumentos y los puntos de vista que los medios oficiales nunca comparten con el resto de Chile. Fue un momento lleno de emoción y que le entregó mucho sentido a la propuesta de la banda.

null
null

Anuncian la última de Nunca Seremos Dichosos. ¿Acaso se acaba la banda? De hecho, en la promoción se mencionaba que esta sería la “última vez” que tocarían junto a Éntomos. Tratamos de averiguar el por qué de ese anuncio en la previa, pero no logramos obtener una respuesta. Zigurat tomó la palabra y presentó la canción “Prescindible” como la última que tocarán bajo ese nombre de banda. Ya no los representa más. Un cambio importante es el que deberán enfrentar. Termina la canción y la incógnita permanece.

null
null

Ante los vítores y la insistente petición de un bis, el misterio se devela. A los sones de la canción “Mawiza Ñi Piwke”, la pantalla gigante detrás de ellos indica que Mawiza será la nueva identidad del grupo. Un nuevo nombre que pensamos que es mucho más coherente con el mensaje y la estética que ellos defienden. Un paso que seguramente no será fácil y que requerirá de un importante esfuerzo comunicacional, pero que nos parece muy natural e importante para que puedan seguir avanzando a paso firme.

null

Nos quedamos muy conformes con el espectáculo ofrecido por ambas bandas. El sonido tal vez pudo ser mejor, por momentos el exceso de volumen conspiró contra la correcta percepción especialmente de las letras y las voces. Pero estuvimos frente a dos grandes bandas que representan a una camada de nuevas bandas chilenas que interpretan un metal moderno, agresivo, relevante y actual. Representantes de nuevas generaciones que mantienen con vida a las guitarras eléctricas en un mundo en que cada día se ven menos, pero que difícilmente puede reemplazar con otra cosa la sensación única de estar frente a la potencia de los amplificadores y la distorsión.

Setlist Éntomos:
Intro
Disidente
Inmolación
Cáncer
Adicto y Decadente
Quinta Esencia
Gavilán
Leviatán
Humanidad

Setlist Nunca Seremos Dichosos:
Intro Pürün
Kütxal
Killari
Kumbagüe
Ancestral
¡Nunca!
Bruma Escóndeme
Meli Witxan
Prescindible
Mawiza Ñi Piwke

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA PINCHANDO EN ESTE TEXTO <<<

Una Respuesta

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.