Tankard en Club Blondie: Prost! Un brindis por los reyes
25 de septiembre 2022.

Por Paulo Domic.
Fotografías por Javier Martínez.

El grupo alemán Tankard regresó una vez más a Chile, celebrando sus 40 años de carrera musical, en un único y exclusivo show en Sudamérica que se realizó en el Club Blondie. Fue la cuarta visita del cuarteto a nuestro país, luego de tres años de ausencia marcados por la pandemia, y en la que contaron con la apertura a cargo de los nacionales de Acero Letal.

Cuatro décadas en la música son muy importantes y merecen ser festejadas como corresponde. Formados en el Thrash alemán de inicios de los ochenta, se consolidaron como una banda muy importante en la escena de su país, que con el tiempo se transformó en la segunda más importante del mundo, luego de la estadounidense.

Tankard es parte de la tetralogía conocida como el “Big 4 Alemán”, o “Big Teutonic Four”. Homólogos del Big 4 norteamericano, formado por Metallica, Megadeth, Slayer y Anthrax, que en este caso integran junto a Kreator, Sodom y Destruction. Y su rol en ese cuadrilátero es especial, ya que, a diferencia de sus colegas, que enfocan sus temáticas en la muerte, la violencia, lo social, lo político y lo bélico, Tankard siempre ha encontrado su inspiración en devoción religiosa por la cerveza, la buena vida y las aventuras y desventuras relacionadas con la vida hedonista.

En 1980, y siendo sólo un adolescente, su líder Andreas Geremia se emborrachó por primera vez. Desde ese momento supo que el frío elixir, la fiesta, la diversión y las risas, serían las mayores inspiraciones para su futuro. Una de las virtudes de Tankard es que siempre se han mantenido fieles a su estilo, incluso en tiempos donde las bandas de su género cedieron y se ajustaron a sonidos distintos para de alguna forma no quedar fuera de la órbita del cambiante mercado musical. Jamás dejaron de hacer el Thrash Metal clásico que les apasiona y que los llevó a ganarse el título de «Reyes de la Cerveza».

Los porteños de Acero Letal tuvieron la tarea de abrir los fuegos para esta fiesta de metal. Liderados por la voz y guitarra de Jag Bomber, desplegaron con furia su heavy metal inspirado por sonidos clásicos de los ochenta. Con canciones como “Duro Metal” y “Veloz Invencible”, encendieron las llamas de la tarde en Blondie con su arsenal de potentes riffs, frenéticos ritmos y afilados solos de guitarra que fueron muy bienvenidos por parte de los muchos que llegaron temprano para verlos y cantar sus canciones. Un trío que presentó las credenciales que los tienen en un merecido sitial entre los mejores exponentes de la escena underground chilena, poco a poco abriéndose paso a otras latitudes en Latinoamérica y Europa gracias su gran calidad y pasión en el escenario. Con “Por la gloria del Metal” pusieron fin a una buenísima presentación que fue la apertura perfecta para una jornada intensa.

null
null
null

Un poco antes de las 20:30 llegó el ansiado momento y Tankard finalmente salió al escenario de Blondie. Una tromba de energía y velocidad que se apoderó por completo del subterráneo de Estación Central. El inicio con “Rectifier” fue brutal, haciendo que la cancha del recinto se volviera un remolino infinito de patadas y manotazos. Un mosh que no cesó luego con “The Morning After” y “Metal to Metal”. Gerre se detuvo un momento para saludar y agradecer por estas cuatro décadas de apoyo a sus seguidores chilenos, quienes rugían enfervorizados el nombre de la banda.

null

Una razón más para celebrar en grande en esta nueva visita a Chile es que en sólo 5 días liberarán su próximo disco, Pavlov’s Dawgs, que saldrá a la luz pública el 30 de septiembre. Como adelanto, interpretaron “Ex-Fluencer”, que fue muy bien recibida por sus fanáticos.

null

El repertorio de Tankard avanza sin piedad ni misericordia. Canción tras canción nunca bajan la intensidad y transforman el concierto en una fiesta desenfrenada que pone a todos a moverse y corear sus canciones. Es una banda que no tiene mayor pretensión que esa. No busca mostrar una habilidad musical exorbitante, ni impresionar a través de pasajes musicales. Ellos saben muy bien qué es lo que sus parciales vienen a buscar: thrash metal puro y duro, de ese que te sube a una locomotora y que no cesa en su velocidad.

null
null

Con “A Girl Called Cerveza” terminaron su repertorio, honrando el nombre de ese líquido que tanto aman y que estuvo hidratando las gargantas de sus fanáticos antes, durante y después del concierto. Por supuesto que no los dejaron irse y regresaron para tocar tres canciones más, finalizando con “(Empty) Tankard” y el coro leal del medio millar de metaleros sedientos de cebada y metal que acudieron a la cita. Les prometieron una fiesta y vaya que se las dieron. Tankard entregó toda su potente intensidad en una jornada de intensas guitarras que seguramente quedará en la cabeza de sus seguidores. En los recuerdos por mucho tiempo, en la resaca hasta mañana. Todo sea por honrar como es debido a sus majestades, los reyes de la cerveza.

Setlist:
Rectifier
The Morning After
Metal to Metal
Rapid Fire
Ex-Fluencer
Die With Your Beer in Your Hand
Rules for Fools
Time Warp
We Are Coming Back
One Foot in the Grave
Octane Warriors
Chemical Invasion
Freibier
A Girl Called Cerveza

Encore:
R.I.B. (Rest in Beer)
Zombie Attack
(Empty) Tankard

>>> REVISA NUESTRA RESEÑA FOTOGRÁFICA PINCHANDO EN ESTE TEXTO <<<

X